Está ubicada en el barrio del Albaicín, y ocupa el espacio que en su momento era el centro neurálgico del barrio moriscos, es decir, el Zoco, donde la población morisca se reunía.
Actualmente es el coso taurino de la villa, siendo el más antiguo de la provincia, inaugurándose en 1885.